El Gobierno dispuso cuarentena a viajantes de África

Actualidad 29 de noviembre de 2021 Por Sexta Contenidos
Ante el avance de la nueva cepa sudafricana Omicron, desde el Gobierno se impusieron restricciones a los accesos de migrantes provenientes de África.

En el marco de la ola de preocupación que despierta la expansión de la variante de COVID-19, Omicron, en diferentes países, el Gobierno Nacional dispuso la realización de una cuarentena obligatoria para todas las personas que provengan de África.

“Toda persona que provenga o haya estado en el continente africano o en las zonas afectadas que defina la autoridad sanitaria nacional en los últimos 14 días previos a su ingreso al país, quedará sujeta al cumplimiento de los requisitos migratorios vigentes”, se señala en una disposición firmada por el jefe de ministros, Juan Manzur; la jefe de la cartera sanitaria, Carla Vizzotti; y el de la del Interior, Eduardo "Wado" de Pedro.

Entre esas medidas del Gobierno para obstaculizar el avance de la nueva cepa de COVID-19, se indica que deberán “realizar la cuarentena” y “hacerse un test de PCR al décimo día de su toma de muestra de test PCR en origen, cuyo resultado deberá ser negativo, como condición de finalización del aislamiento obligatorio”. La norma hace referencia a un aislamiento de 14 días, según el decreto 260 de 2020 que declaró la emergencia sanitaria a raíz de la pandemia.

Asimismo, a quienes provengan de África, se les exigirá a las personas haber completado “el esquema de vacunación” al menos 14 días antes del ingreso al país, contar “con una prueba de PCR negativa realizada en el país de origen” dentro de las 72 horas previas, y también la realización de “una prueba de antígeno” a la llegada a la Argentina.

En el caso de los no residentes, el Gobierno les solicitará, además, la presentación de un “seguro de salud Covid-19, con cobertura de servicios de internación, aislamiento y/o traslados sanitarios, para quienes resulten casos positivos, sospechosos o contactos estrechos”.

En los considerandos de la norma sobre las precauciones ante la cepa del COVID-19, la Casa Rosada tuvo en cuenta que Omicron es la variante “más divergente” y que se ha detectado “en un número significativo de muestras desde el inicio de la pandemia”. Asimismo, se reconoce que los casos han aumentado en el país “coincidiendo temporalmente con la detección de esta nueva variante”.

Según la descripción de la variante originada en África, Omicron presenta “más de 30 mutaciones, de las cuales 15 se encuentran en el dominio de unión al receptor, lo que las hace de preocupación”.

Y, se señala desde el Gobierno, según la información preliminar acerca de esta cepa de COVID-19, que hay “un riesgo aumentado de transmisión y reinfección, comparado con otras variantes y riesgo de respuesta disminuido a las vacunas”.

Fuente: Infocielo

Te puede interesar