Insólito: encuentran a un represor escondido en un placard en Salta

Actualidad 12 de noviembre de 2021 Por Cristian Silverii
La detención se dio mientras se escondía en el placard de la casa. Es el represor Carlos Cialceta, procesado por secuestro, tortura y homicidio en el año 1976.

Durante la mañana de hoy jueves, Gendarmería Nacional logró detener a un represor que estaba prófugo de la Justicia. Su nombre es Carlos Cialceta y fue hallado en la provincia de Salta, en su domicilio y dentro de un placard. El ahora aprehendido tenía una orden de captura internacional emitida a partir del último mes de abril.

 
Lo sorprendente del hecho fue que las fuerzas federales asignadas a la captura del represor al allanar su domicilio lo encontraron oculto en el placard de una de las habitaciones.

Después de realizar múltiples tareas de campo, y llevar adelante una investigación, que incluyó escuchas telefónicas, pudo darse definitivamente con el paradero de Cialceta, que como la mayoría de las veces sucede, no es otro que su vivienda particular.
El represor es Teniente Coronel retirado del Ejército, y fue procesado por secuestro, tortura y homicidio en año 1976, mientras prestaba servicio en el Regimiento de Infantería de Monte 28, Tartagal.

La jueza federal de Garantías Mariela Giménez fue quien ordenó su detención en la causa por la que se lo investiga.

El hecho incluye el secuestro, las torturas y el homicidio del militante peronista Jorge René Santillán quien además era trabajador de la entonces empresa estatal YPF.

La orden de allanamiento fue emitida por el fiscal general Carlos Amad y fue llevada adelante por Gendarmería Nacional.

El mismo fiscal informó que el militar retirado quedó alojado por ahora en dependencias de esa fuerza nacional.

LOS HECHOS ABERRANTES QUE COMETIÓ

El 10 de agosto de 1976, el ahora detenido Cialceta de acuerdo a lo investigado, secuestro, torturó y mató al sindicalista petrolero Jorge René Santillán.

Los sucesos fueron realizados desde su casa ubicada en la localidad de General Mosconi.

Dentro del organigrama represivo que manejaba en aquel momento la incipiente dictadura, quedó bajo el ámbito del Regimiento de Infantería de Monte 28, con asiento en Tartagal, justamente el sitio en donde revistaba Calcieta.

PRÓFUGO EN SU DOMICILIO: ALGO HABITUAL


El militar retirado venía eludiendo la orden de detención dada por la jueza Giménez a principios de año, en respuesta a un pedido de prisión preventiva realizado por el fiscal Amad el 29 de marzo pasado, luego de que la Sala II de la Cámara Federal de Apelaciones de Salta revocara un fallo que lo beneficiaba con la falta de mérito.

Dentro de su desesperación al ver llegar a los oficiales, se había ocultado en los espacios superiores del placard de uno de los dormitorios, y permaneció allí acostado en silencio aguardando que se retiren los gendarmes, que al oir algunos ruidos sospecharon.

Con la certeza de que el militar retirado estaba en su propio domicilio revisaron hasta el último rincón de la propiedad, hallándolo definitivamente en ese sitio.

De no existir una orden tajante del poder político, sucede muchas veces que los oficiales se retiran rápidamente de la escena y pasan como reporte que el personaje buscado no se encontraba en el lugar.

Cuando el prófugo es alguien que pertenece (o perteneció) a alguna fuefza armada o de seguridad, puede existir una falsa interpretación de "espíritu de cuerpo" que provoca que la búsqueda se haga superficial, y no sea profunda.

Esta vez esa situación no ocurrió y hubo detención.

fuente: infocielo

 

Te puede interesar